Una colección de damascos modernos, sofisticados y a la moda, para interiores tanto contemporáneos como clásicos. Está tejida en calidad de rayón, algodón y poliéster, y es apta tanto para cortinas como para tapizar. Los diseños han sido creados con texturas desgastadas para recapturar el espíritu de una época pasada. La paleta de colores minerales va desde el gris antracita, el azul marino y el amarillo dorado, pasando por el azul turquesa hasta el verde aguamarina.